Noticias

Especialistas alertan del peligro de ayunar 21 días como sugiere nueva disciplina

      
Revisa las actividades universitarias en la Agenda Universia

La noticia sobre el retiro espiritual que se realizará a principios de febrero por el argentino Víctor Truviano y que consiste, básicamente, ayunar durante 21 días en algún lugar del Cajón del Maipo, provocó la preocupación de nutricionistas.

Según Fanny Flores y Mónica Campano, docentes de la Escuela de Nutrición y Dietética de la Universidad Andrés Bello, “se estima que un individuo puede estar sin consumir agua o líquidos entre tres a cinco días, después de éste tiempo sin ingesta de éste ‘vital elemento’ se produce la muerte. En cambio con el ayuno de alimentos no se puede determinar un tiempo tan específico, ya que el organismo tiene mecanismos de compensación, que permiten que una persona pueda mantenerse un tiempo mucho más prolongado sin ingesta de alimentos”, comentan.

Consecuencias

Respecto a las consecuencias que puede traer este ayuno permanente, las nutricionistas aclaran que “se provoca pérdida, inicialmente, de masa muscular y, posteriormente, de masa grasa; ahora el organismo disminuye su gasto energético; como mecanismo de sobrevivencia. En otras palabras, en esas condiciones, el cuerpo requiere un mínimo de nutrientes, que ocuparía de sus reservas”, dicen.

“La deshidratación moderadamente grave produce, letargo y somnolencia. El combustible de las células, es la glucosa. ¿Puede un cerebro funcionar en forma óptima con falta o déficit de este nutriente? ¿Puede haber un estado de lucidez y conciencia normal? Nuestro organismo necesita aporte de alimentos en forma diaria, para un funcionamiento equilibrado y armónico. La suspensión de estos, puede no provocar efectos inmediatos graves; sin embargo, con el paso del tiempo se puede llegar a una desnutrición grave que puede causar la muerte”, subrayan.

En definitiva, las personas pueden llegar a los 21 días en ayuno como asegura este argentino, pero un ayuno de alimentos, no de agua o líquidos, pero las consecuencias pueden ser devastadoras.

Edición: Universia / RR


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.