text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Embajadora de Filipinas en Chile visitó la Universidad Diego Portales

      
Treinta y dos horas de vuelo separan a Chile de Filipinas. Si bien físicamente son dos naciones que están muy lejos; hay más de una característica que tienen en común. Su embajadora en nuestro país acudió a la Universidad Diego Portales para compartir con un grupo de alumnos las principales características.

Filipinas es el único país asiático en el que se habla español -lengua oficial hasta 1973-. Aunque el idioma oficial es el inglés, también está el filipino, de origen malayo, que posee cinco mil palabras hispánicas. Esto -producto de que alguna vez fue colonia española, desde 1521 cuando Hernando de Magallanes, luego de pasar por Chile- arribó en una de las 7.107 islas que lo componen.

Si bien hoy nuestro país está un poco más cerca de las naciones de Asia Pacífico, gracias a diversos convenios y tratados que se han firmado y se espera firmar; muy pocos chilenos manejan este dato, que a la hora de viajar, ya sea por estudio o por turismo, es de suma relevancia.

Su embajadora en nuestro país, María Consuelo Puyat- Reyes, dice que va de Universidad en Universidad "promocionando su país", porque es muy poco lo que se conoce de él en Chile, y viceversa. Gracias a una invitación del profesor Eduardo Rodríguez Guarachi, quien dicta el CFI de Relaciones Internacionales, Puyat-Reyes visitó la UDP y compartió con un grupo de alumnos.

Cosas en común

Tras la conversación que establecieron con la diplomática, los alumnos pudieron observar que Chile tiene muchas otras cosas en común con Filipinas: el 83% de la población es católica, posee un gobierno democrático republicano, está dividida en regiones y su población además de tener en sus genes sangre china, americana y árabe, también tiene española.

Puyat-Reyes destacó que durante los últimos cinco años el intercambio comercial entre ambos países es de 63 millones de dólares, siendo el producto estrella: el cobre (el 80% lo importan desde acá) A su vez, ellos exportan alimentos, productos electrónicos y vestimenta. Señaló también que las relaciones entre ambos países son muy activas: dos presidentes han visitado Chile y existen numerosos acuerdos que hoy están en vigencia.

La embajadora, quien dice ser muy alegre y optimista, cuenta que ha establecido lazos muy fuertes con nuestro país y que a pesar de ser viuda y no tener hijo, nunca se ha sentido sola, "porque el pueblo chileno es igual de hospitalario y cálido que el filipino".

Fuente: Universidad Diego Portales

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.