text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Universidad del Pacífico concede grado Doctor Honoris Causa a la destacada soprano Verónica Villarroel

      
Como una forma de reconocer su destacada trayectoria en la escena lírica nacional e internacional, y de celebrar su servicio a la educación mediante la creación de una academia de canto, la Universidad del Pacífico concedió el grado de Doctor Honoris Causa a la soprano chilena Verónica Villarroel, “portadora en la voz de la belleza a través del canto, llega a la enseñanza superior que le permite dar inicio a su propio descubrimiento vocacional. Da vida y desarrolla uno de los lenguajes del arte, aquel que comunica con precisión el despertar de emociones y sentimientos que habitan el alma humana. Lega su talento a futuras generaciones. Verónica Villarroel, por sus méritos, “Honoris Causa”, dignifica el arte y se hace acreedora al máximo grado que concede la Universidad del Pacífico”, señaló el rector Luis Winter en una emotiva ceremonia de investidura celebrada en la casa de estudios superiores.  
La ceremonia se realizó ayer martes 30 de agosto, en el auditorio Espacio San Damián de esa casa de estudios.
 
Ex alumna de la escuela de publicidad de la misma casa de estudios, su vínculo con nuestro país se mantiene hasta el día de hoy. Además de sus compromisos internacionales, que incluyen clases magistrales, la artista tiene proyectos para una película, un programa de televisión y un nuevo disco de música popular. En abril pasado, cumplió con su gran aspiración al inaugurar su propia academia en Santiago, cuyo objetivo es contribuir a la formación integral de artistas e impulsar el desarrollo de nuevos talentos en Chile.
 
Para la Universidad del Pacífico, Verónica Villarroel encarna la idea de una mujer emprendedora en el mundo artístico que, además de aprovechar y potenciar todo su talento, situando a nuestro país en la escena lírica mundial, ha afrontado el desafío de proyectar la educación desde el canto, hoy a través de la creación de su academia de canto, donde transmite las herramientas y oportunidades que a ella le favorecieron y supo aprovechar. “Nuestra casa de estudios que la conoció y acogió desde su etapa de estudiante y pudo contemplarla a través de sus poco más de 20 años de vida profesional, se hace un deber el día de hoy en reconocerla por su generosa contribución a la formación de nuevas generaciones de artistas transmitiendo las herramientas y oportunidades que a ella le favorecieron y supo aprovechar. Sus alumnos podrán enriquecerse con todo ese caudal de conocimientos y experiencias que es capaz de aportarles. Su carismática personalidad, simpatía, encanto, y potencial comunicativo, se identifican con el quehacer de nuestra universidad, que sabe reconocer a un buen comunicador y a una persona que le aporta nuevos valores a la sociedad, sobretodo desde el área de la sensibilidad y el conocimiento de la belleza”, señaló su rector, Luis Winter.
 
En sus palabras de agradecimiento, la Doctora Honoris Causa, dijo estar conmovida y con el corazón hinchado con esta especial acogida de la que fuera su casa de estudios por un poco más de tres años, cuando cursó estudios en la escuela de publicidad, sobre la cual guarda los mejores recuerdos, contó. En especial de la energía y nuevas ideas de su grupo de amigos, de la sabiduría y dedicación de sus profesores y de la oportunidad de haber aprendido sobre la vida para crecer como persona y del legado de aquellas asignaturas de publicidad y diseño que le dieron la posibilidad de trabajar con la creatividad, el arte y la fantasía; experiencias que hoy forman parte de su inspiración para la puesta en marcha de su academia.


Edición: Universia / LG

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.