text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

6 errores de liderazgo que desmotivarán a tus empleados

      
Foto: Universia
Foto: Universia
Según una encuesta realizada por la Escuela de Negocios de la Universidad de Harvard, en el 85% de las empresas la moral de los empleados se reduce significativamente luego de sus primeros seis meses de trabajo. Los expertos aseguran que la clave para revertir esta situación radica principalmente en el accionar de quienes están a cargo: será el jefe el encargado de fomentar un ambiente laboral en el que reinen la buena convivencia y la sana competencia. Por eso, si estás a cargo de un equipo de trabajo, es importante que conozcas los 6 errores de liderazgo que desmotivarán a tus empleados, publicados por el portal NFib.

Lee también
» 5 ideas innovadoras que motivarán a los empleados
» 4 formas sencillas de hacer que tus empleados se sientan satisfechos

1. La crítica pública

A nadie le gusta que señalen sus errores frente a otros. Aunque algunos gerentes piensen que el reproche público evitará que los otros empleados comentan el mismo error, la verdad es que esta costumbre resulta fastidiosa, genera vergüenza y muchas veces rabia en quién recibe la mencionada crítica.

2. No propiciar halagos

Si tus empleados sienten que sus esfuerzos pasan desapercibidos, comenzarán a preguntarse de qué sirve trabajar tan duro. Asegúrate de propiciar halagos siempre que la ocasión lo amerite, ya sea de forma individual como colectiva.

3. No tener en cuenta sus opiniones

¿Alguna vez le has preguntado a tus empleados qué piensan acerca de una determinada política o qué podría hacerse para mejorar una propuesta de negocios? Hacerlos partícipes de las decisiones que se toman en la empresa no sólo será beneficioso para ellos, tú también aprenderás cosas que ni imaginas.

4. Ser irracional con los objetivos y plazos

Si bien todos necesitamos desafíos para mantenernos motivados, establecer metas irracionales o plazos imposibles de cumplir sólo generará estrés y desgano en quienes se les haya asignado las tareas.

5. No explicar tus acciones

Al explicar por qué tomaste determinadas decisiones de gestión, ayudarás a tus empleados a entender tu punto de vista, y serás respetado por ello.

6. Amenazas implícitas

Llamar la atención de un empleado cuando no está cumpliendo con su trabajo es tu deber. Sin embargo, las amenazas de dejarlo sin empleo, sin importar si son directas o indirectas, no están bien y tampoco suelen generar el efecto deseado.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.