Noticias

Los beneficios del mindfulness para mejorar tu atención

      
La meditación es un ejercicio diario con abundantes efectos positivos para nuestra salud mental y física
La meditación es un ejercicio diario con abundantes efectos positivos para nuestra salud mental y física
  • El mindfulness se basa en algo tan esencial como atender a nuestras propias emociones y sentimientos. Algo innato en todos, pero en lo que no reparamos.
  • Conoce los beneficios de esta práctica y cómo comenzar a integrarla en tu rutina. 
  • La popularización del yoga y la meditación ha incentivado que estas prácticas de trabajo de la mente sean más comunes y recomendadas por expertos y psicólogos. 

El mindfulness o atención plena es una técnica de entrenamiento de la mente, vigente desde hace décadas, pero a la que la psicología no le acababa de dar total validez. 

Con el aumento de las enfermedades y patologías causadas por el estrés y la falta de atención a las necesidades de uno mismo, técnicas como el mindfulness y la meditación se han instaurado como el método más efectivo para trabajar el momento presente, mejorar la atención y eliminar la tensión y la ansiedad.

Beneficios del mindfulness

Mejora nuestro descanso

Somos capaces de dormir mejor porque se aumenta la capacidad de relajación y de ayudar a la mente a desconectar y centrarse en el instante presente. 

Por tanto, se reduce considerablemente las sensaciones de estrés e inquietud. 

Cambia la estructura cerebral

Aprendemos a tomar conciencia de lo que ocurre en nuestro cuerpo, en nuestra mente y el efecto de nuestras emociones. 

La mente tiende al análisis y la compresión, antes que al impulso y la irracionalidad. 

Cambia el cuerpo

Al someter al cuerpo a menos tensión y situaciones de estrés, las células se regeneran mejor, están más sanas y nuestro cuerpo se beneficia de ese bienestar. 

Cambia la actitud

Trabajar la atención plena consigue que seamos conscientes del momento presente, por lo que se aprende a vivir el momento y disfrutar más de lo que nos sucede. 

La calma y la gratitud hacen que nos enfrentemos al día a día de otra manera. 

Magíster en Artes en la Salud y Arteterapia

Más información

Practicar mindfulness

Cualquier momento es bueno para empezar. El ejercicio es simple, progresivo y debes dedicarle cinco minutos, tres veces al día. 

Poco a poco aprenderás a mejorar tu atención y alcanzar mejores niveles de autoconciencia y autorreflexión. Acabaras consiguiendo el control de tu mente y la identificación de tus emociones, en definitiva, te conocerás mejor a ti mismo

1. Siéntate

Cierra los ojos, visualiza una pantalla en blanco y fija todos tus sentidos en esa imagen mental.

2. Concéntrate en ti mismo 

Una vez consigas un estado de quietud y calma, realízate esta pregunta:

¿Qué estoy sintiendo ahora mismo?

3. Mantén el enfoque en tu interior

Es lo más complicado y en lo que irás mejorando con la práctica. 

No pienses en la discusión de ayer o la reunión de mañana, solo se consciente de ese momento, lo que pasa y cómo te sientes.

4. Identifica lo que sientes 

Trata de expresar con palabras o ideas qué es lo que sientes y experimentas en esos minutos de conciencia plena. 

Puede que sea una tarea confusa, pero ve trabajando en ella y en poner orden en lo que vas experimentando.



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.